“El Presidente nos confirmó un presupuesto de $4500 millones para invertir en Metrobús para 2018 y 2019”

Anunció el ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, en el marco del panel “Lineamientos de la movilidad 2030”, perteneciente al Foro Metropolitano 2017 organizado por la Fundación Metropolitana.

El funcionario inició el debate sobre regulación, recursos e inversiones en transporte de personas y logística, junto a Carole Megevand, líder del programa del Banco Mundial para Desarrollo Sustentable en Argentina.

“Viajar mal genera un impacto directo en la calidad de vida de las personas. La realidad se modifica haciendo, es por eso que promovimos el respeto y la dignidad para todas las personas que viajan en la ciudad. Es prioritario garantizar el derecho a la movilidad de las personas en los barrios más vulnerables. En Argentina nunca se había atendido las urgencias como hasta ahora”, destacó Dietrich.

El ministro detalló las experiencias de los Metrobús Matanza y Ruta 8, los Centros de Trasbordo, y afirmó que el proyecto de Red de Expresos Regionales “va a cambiar la forma de vida de los metropolitanos de aquí a 2023”. En la actualidad se realizan 22 millones de viajes diarios. El Metrobús disminuyó en más de un 50 por ciento el tiempo de 1,7 millones de esos viajes. Por su parte, el proyecto de Red de Colectivos AMBA incluirá 19 mil unidades con predictivo, 16 mil cámaras y geolocalización con GPS/GPRS.

Carole Megevand explicó los tres niveles de sostenibilidad en el transporte. Por un lado, la maximización de oferta de un transporte eficaz y la disminución de externalidades negativas como la polución. Por otra parte, destacó que la demanda de transporte sostenible se construye con planificación del territorio urbano y la articulación con otras áreas, como vivienda, producción y salud. La tercera pata se centra en la institucionalidad necesaria para generar diálogo y consenso.

“El Banco Mundial no solo aporta financiamiento, sino conocimiento y asistencia técnica para generar sinergia en las ciudades, fortalecer la capacidad de las instituciones y generar información para proponer soluciones”, agregó Megevand.

Más tarde llegó el turno de Alberto Corcuera, FUETRA, quien afirmó que la regulación del transporte se basa en tres integraciones: de carácter institucional, de carácter tarifario y de carácter operativo. “El modelo del futuro –agregó- debe permitir una práctica en la que las jurisdicciones avancen a través de acuerdos progresivos”.

Tomás Melero Izquierdo, Indra Sistemas, presentó su experiencia dentro del modelo de movilidad español y la transformación a través del papel de las nuevas tecnologías. “La movilidad es una de las dimensiones en todo planteamiento de sustentabilidad y competitividad. Es clave instalar la multimodalidad y el dato como fuente de conocimiento”.

Por su parte, José Barbero, Instituto del Transporte Universidad Nacional de San Martín, coincidió con Carol Megevand en que el futuro de la política del transporte deberá ampliarse y vincularse con otros ámbitos. “Será esencial la coordinación interjurisdiccional, un concepto que comenzamos a instalar a través de la Agencia Metropolitana de Transporte”.

Daniel Ramón Indart, FADEEAC, dedicó su exposición a la movilidad metropolitana en el transporte de cargas. El especialista destacó las tendencias de la metrópolis en ese campo: reducción de espacio de almacenamiento, centros de distribución en lugares estratégicos, eliminación del puesto de venta físico, entre otras. “El transporte de carga debe fundamentalmente abastecer. Para eso necesitamos compatibilizar redes, analizar demandas y planificar los usos del suelo”.