Mucho por hacer en materia de educación – La Nación 07/05/2017

El Área Metropolitana Buenos Aires presenta una serie de indicadores poco conocidos y difundidos en materia de educación. Estos números adquieren mayor relevancia cuando se toma en consideración que en esta metrópolis se concentra el 37 % de la población argentina y el 38 %del padrón electoral. A través del acceso a datos oficiales y públicos, la Fundación Metropolitana ha realizado un informe comparativo sobre el AMBA, los 40 partidos que la componen y la CABA.

Las estadísticas muestran una serie de conclusiones sobre la educación argentina que no pueden soslayarse. El primer dato relevado, y quizás el más alarmante, es la situación del capital educativo de los jefes y jefas de hogar. En los 40 municipios que componen el AMBA, el 61,5 % por ciento no completó el secundario o tiene aún un menor nivel educativo (con situaciones extremas, como en José C. Paz y Florencio Varela, 76,7% y 76,6% respectivamente). En CABA, a pesar de que el número es considerablemente inferior (28,7%), llama la atención que se alcance este valor con la magnitud del equipamiento educativo y cultural instalado. Este número permite que el promedio en toda el AMBA disminuya con respecto a los 40 municipios, a un 53,5 %.

Un indicador a tener muy en cuenta, según las aristas que ha tomado el conflicto con los maestros, es la matrícula de gestión estatal, una muestra representativa del acceso a la educación gratuita y de la inversión del estado para sostener la prestación. En la ciudad de Buenos Aires, hay una configuración mixta con leve preeminencia del subsistema privado, ya que el 47,8 por ciento de la matrícula se encuentra contenida por el Estado. En el AMBA, si bien se mantiene la tendencia mixta, prevalece la matrícula de gestión estatal, con el 57,3 por ciento. Los partidos de San Vicente (90,5) y Ensenada (85,5) muestran los valores más altos de subsistema estatal.

Uno de los ítems más analizados para explicar la situación educativa de una región es el analfabetismo. En el AMBA, hay cerca de 814.175 personas que no saben leer ni escribir, lo que representa un 5,8% del total de la población de la metrópolis. Estos valores disminuyen en la CABA, donde solamente el 3,6% no cumple con las condiciones de alfabetización. En algunos municipios, el problema del analfabetismo alcanza situaciones de mucha mayor complejidad, como por ejemplo en Presidente Perón, donde casi el 9% de la población ingresa en esta categoría.

Por último, se destaca un indicador que analiza la utilización de la computadora, un valor que adquiere mayor relevancia desde los comienzos de este siglo y que hoy marca una realidad con respecto a la tan mentada brecha digital. En los 40 municipios que componen el AMBA, el 44,5% no utiliza computadora. Esta situación cambia notablemente en la Ciudad de Buenos Aires, donde el 73,9% de la población usa o ha usado alguna vez un ordenador.

Presidente de la Fundación Metropolitana

Fuente: La Nación